sábado, 13 de junio de 2015

En la zona Norte. (Parte II)

En el año 1921 el por entonces presidente de River Plate, el Dr. Jose Bacigalippi trabajaba como rematador y por ende conocía el valor de los terrenos en la ciudad de Buenos Aires.
En esa época el crecimiento de River era constante y cualquier decisión desacertada que se tomara podría afectar el mismo.

Fue él quien se encargó de elegir entonces el nuevo predio para el campo de deportes siendo el elegido el antiguo predio del campo deportivo de la Escuela Nacional Sección Oeste y del Ferrocarril al Pacífico (hoy San Martín), en la manzana delimitada por la Av. Alvear (Av. del Libertador), la calle Austria, la Av. Centenario (Figueroa Alcorta) y la calle Tagle (dónde actualmente se levanta la Plaza República Oriental del Uruguay). Ese lugar, que se encontraba en Recoleta y muy cerca de Barrio Parque, era una de las zonas más aristocráticas de Buenos Aires, lo completamente opuesto al barrio de La Boca.
Vista aérea con la cancha desmontada (1939). Nótese la tribuna y la pileta de natación sobre la calle Austria (pues ese tramo de la foto data de 1937).

Estos terrenos en La Recoleta habían pertenecido a Juan Manuel de Rosas en el siglo anterior, y curiosamente, entre 1905 y 1906, el Club Atlético Independiente alquiló el terreno de la esquina de Alvear y Tagle, que pertenecía a la Escuela Nacional Sección Oeste por solo $10 al mes.

El Dr. Bacigaluppi planteó su deseo ante la comisión directiva, que en un primer momento lo trató de loco. Sin embargo, siguió adelante, averiguando que los terrenos pertenecían al Ferrocarril al Pacífico y comenzando las tratativas de alquiler por su cuenta. Luego de tres días, consiguió para el club de La Boca un arrendamiento por cinco años con opción por cinco más. No todo fue fácil: algunas fracciones del predio estaban afectadas por una ley de expropiación y además el intendente Carlos Noël obligó a que la parte del futuro estadio que iba a dar a Av. Alvear respetara el estilo de la zona.

El encargado de hacer el plano fue el arquitecto Bernardo Messina quien proyectó entonces una fachada de columnas sobre Av. Alvear.

Vista general de la ubicación del estadio de Alvear y Tagle (cerca del año 1925).
Vista de los alrededores del estadio. Av. Centenario y Ocampo (cerca 1925).
Vista aérea desde Puerto Nuevo en construcción (cerca 1927).
Allí construyó un estadio que contaba con dos grandes tribunas longitudinales en el sentido de las avenidas Alvear y Centenario, y dos cabeceras pequeñas sobre las calles Tagle y Austria. 
Construcción de la tribuna oficial sobre Av. Alvear (cerca 1923).
La tribuna oficial (Av. Alvear) tenía 38 escalones y 120 metros de largo. La tribuna popular opuesta (Av. Centenario) tenía 28 escalones y el mismo largo. Debajo de las tribunas se construyeron vestuarios para locales y visitantes, buffet, sala de primeros auxilios, secretaría, salón de fiestas, peluquería, vestuarios para socios y guardarropas. Sobre las cabeceras se levantaron rampas de tierra, una de ellas escalonada, que más tarde fueron reemplazadas por tribunas. 
Construcción de la tribuna oficial sobre Av. Alvear (circa 1923).
El estadio de Av. Alvear y Tagle fue una de las grandes canchas del fútbol argentino. Llegó a tener una capacidad de 58.000 personas lo que lo convirtió al momento de su inauguración en el más grande del país, superando ampliamente al de Sportivo Barracas. Su construcción comenzó en 1922, habilitándose el 20 de mayo de 1923 en un partido amistoso entre River (2) y Peñarol (1)n de Montevideo. 
Sobre las cabeceras fueron construidos dos taludes y debajo los vestuarios. Además contaba con una sala de primeros auxilios, una secretaría, un vestuario para socios, un guardarropa, una confitería, un salón de fiestas y una peluquería.
La identidad barrial de River es casi nula y esto tiene que ver con su mudanza a La Recoleta, situación que le produjo un gran aumento de socios, de una extracción social diferente a la que tenía hasta ese momento y lo posicionó como un club de envergadura. El optar por el traslado dejó su lugar original en manos de Boca Juniors, su rival de turno, que se quedaría en el barrio.

El campeonato de Primera División de 1923 de la Asociación Amateurs comenzó en julio. En la primera fecha River Plate jugó con Vélez su primer partido oficial en este estadio.
Primer partido (oficial): 22 de julio de 1923. River Plate 2 - Vélez Sarsfield 1.
Vista general (cerca de 1926),
Vista general a la calle Austria (circa 1926).
Alrededor del nuevo estadio se construyen instalaciones para otros deportes y actividades sociales, con lo que comienza a definirse el perfil que adquirirá el club con el correr de los años. Se habilita una confitería, un salón de fiestas, una peluquería, un vestuario para los socios y un guardarropa. Al mismo tiempo, se levantan cuatro canchas de tenis, una de básquet, una de vóley, tres de bochas, una pileta de natación, una plaza para juegos y un gimnasio.
En 1928, el club ya está afiliado a ocho federaciones para que sus socios puedan competir en futbol, basquetbol, tenis, boxeo, atletismo, balón, ciclismo y bochas. Lo que provocaría que al año siguiente, 1929, se transforme en uno de los más significativos desde el punto de vista social, porque el club pasa de 7521 asociados registrados en el inicio de la temporada a 15.466.
Vista aérea parcial (agosto de 1928). Fuente: Caras y Caretas.

Pileta de natación sobre la calle Austria (1930).
Pileta de natación sobre la calle Austria (1930). Nótese la tribuna cabecera a la derecha.
Canchas de tenis sobre la Av. Alvear (1930).
Volviendo al futbol:
Último partido (amateur): 29 de marzo de 1931. River Plate 0 - Lanús 0. 
Primer partido (profesional): 4 de julio de 1931. River Plate 2 - Estudiantes de La Plata 1.
Maqueta del estadio de Alvear y Tagle en el museo de River Plate (2014).
En este estadio River Plate no obtuvo torneos en la etapa amateur.En la era profesional.
River Plate obtuvo en este estadio los títulos de 1932, 1936 y 1937. Con la llegada del profesionalismo en 1931, River Plate adquirió en $ 10.000 el pase del jugador Carlos Peucelle de Sportivo Buenos Aires. Esto le valió el mote de "Los Millonarios". Al año siguiente reafirmó la tendencia, al comprar en $ 35.000 al goleador de Tigre, Bernabé Ferreyra.

Los terrenos en los que se levantaba el estadio no eran propiedad de River Plate. El contrato firmado con el Ferrocarril del Pacífico en 1922 era de cinco años con opción a cinco más, con un alquiler de $ 500 por mes. En 1927 el contrato fue por sólo seis meses con opción a otros seis, situación que se mantuvo hasta 1931. En 1932 se firmó un contrato por 3 años con un alquiler de $ 2.000 por mes. En 1935 River firmó el último convenio por 2 años, con un alquiler de $ 3.530 por mes.

El partido despedida de Alvear y Tagle se jugó en la última fecha del campeonato de 1937.

Último partido: 5 de diciembre de 1937. River Plate 6 - San Lorenzo 1.
Vista aérea del centro de la ciudad de Buenos Aires (1937).

La siguiente foto, tomada en 1939, muestra el predio de Alvear y Tagle, un año después de que se desmantelaran el estadio y las instalaciones del club. Parte de las viejas tribunas fueron instaladas en el estadio que entre 1940 y 1949 tuvo el club Almagro en las calles Fraga y Estomba en el barrio de Villa Ortúzar.
Predio de Alvear y Tagle (1939).
Hoy existe una placa ubicada en la esquina de Av. del Libertador y Tagle que recuerda este histórico lugar. 

En el año 1934 se habian adquirido 5 hectarias en el bajo Belgrano, lugar conocido por La Siberia. La mudanza esta vez era hacia el Barrio de Nuñez....pero esto sera parte de la Parte III.